No Elite

Esta semana finalizamos una fase en la construcción de Podemos. Ha sido un lujo participar en un proyecto sin telarañas y emplear un tiempo muchas veces escaso en ayudar a parir esta criatura. Ahora empieza todo, realmente, y es inútil tratar de anticipar en qué parará todo esto. Pero, aunque Podemos solo suponga un recambio en la elite política española, el tiempo invertido no habrá sido en balde. Porque en ese recambio van incorporadas nuevas prácticas de intervención en la polis, y, en el hueco que dejen los mercaderes una vez desalojados, podremos empezar a construir ciudad.

Ahora bien, esta segunda fase que ahora comienza no podrá ser de perfil bajo, ni se entendería que incorporara tácticas de desactivación social: no cambiamos la lógica del militante por la retórica del consultor estratégico. Por muy orgulloso que esté uno de haber ayudado a calafatear el barco antes de fletarlo, sabiendo que el cáñamo era de buena calidad y el mar no se colará entre las junturas, para subirse a él hará falta que el viaje sea atractivo. Lo será si, en esta segunda fase, la tripulación es el proyecto. Si hay algo más que recambio de elites, esto es, si el frame en adelante es No Elite. Si no es así, lo veremos partir desde el puerto con todas nuestras bendiciones y volveremos a nuestros talleres. Tampoco habrá sido en vano.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s